Urdangarin sale de prisión para realizar trabajos de voluntario en Madrid.

El cuñado del rey salió hoy por primera vez de prisión para realizar labores de voluntariado en una institución religiosa.
inaki-urdangarin-llega-hogar-don-orione-para-realizar-trabajo-voluntariado-1568881079739

Iñaki Urdangarin, el cuñado del rey de España que fue condenado por corrupción, salió hoy por primera vez de prisión para realizar labores de voluntariado en una institución religiosa, tras recibir un permiso penitenciario que le permitirá tener actividad externa dos veces a la semana durante ocho horas.

Poco antes de las 9 de la mañana hora local, el ex jugador profesional de handball abandonó en un vehículo la cárcel de mujeres de Brieva, en la provincia de Ávila, a donde ingresó el 18 de junio de 2018 para cumplir una condena de cinco años y diez meses que le impuso el Tribunal Supremo español por el caso de corrupción Nóos, un escándalo que movió los cimientos de la monarquía española.

Urdangarin, de 51 años, se convirtió en 2018 en el primer familiar de la monarquía española en entrar en la cárcel producto del escándalo de corrupción por el que también fue a juicio su esposa y hermana del rey, la infanta Cristina, quien resultó absuelta.

Una hora después, el esposo de la infanta Cristina entraba a pie, sonriente y sin evitar las cámaras de televisión, en el Hogar Don Orione, un centro religioso de la localidad madrileña de Pozuelo de Alarcón que se dedica a asistir a personas con discapacidad.