La Gendarmería desalojó a los piqueteros y liberó el tránsito en la autopista Panamericana

0011336492

Tal como había advertido la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, la Gendarmería desalojó la autopista Panamericana, altura ruta 197, que desde las 6 estaba cortada por manifestantes de izquierda que buscaban asegurar la efectividad del paro general convocado por la CGT.

Cuando el reloj marcaba las 8:30, un cordón de efectivos logró liberar un carril y desplazar por algunos metros a los piqueteros. Una hora más tarde, la fuerza nacional avanzó sobre el resto de la calzada y desalojó a los manifestantes para que los automovilistas que estaban varados pudieran cumplir con su derecho de libre circulación.

Los piqueteros -entre quienes se encontraban varios referentes de partidos de izquierda- reaccionaron con violencia y atacaron a las gendarmes con palos y piedras. Una mujer que trabajaba en la zona tuvo que ser trasladada con heridas.

“Es una lástima que usen la violencia para evitar que la gente vaya a trabajar. Uno puede adherirse a una protesta, pero no puede impedir la libre circulación”, informó el secretario de Seguridad, Eugenio Burzaco, quien supervisó el operativo en la autopista.

Y agregó: “Con el resto de los cortes vamos a actuar igual; estamos tratando de que la gente vaya a trabajar y no le corten el tránsito”.