La Brigada Operativa Ambiental rescató animales en peligro de extinción transportados de manera ilegal.

Se trata de 27 sapos escuerzos, dos yacarés overos ñato, 24 tortugas adultas y jóvenes, 11 tortugas bebé, una tortuga de laguna y una víbora ñacaniná amarilla que eran transportados en cajas de cartón cerradas y bultos de telas. Las dos personas mayores de edad quedaron a disposición de la Justicia.
c4139c2e4afc6348d014d60b0aa621d9

Gendarmería Nacional, la Policía del Chaco en coordinación con la Brigada Operativa Ambiental (BOA) de la Secretaría de Desarrollo Territorial y Ambiente detuvieron, en Villa Ángela, a dos personas mayores de edad, que transportaban animales vivos de manera ilegal. Durante los controles rutinarios sobre la ruta provincial 4 encontraron en el vehículo cajas de cartón cerradas y bultos de telas donde estaban los animales.

Ante esta situación, con presencia de testigos, se abrieron los bultos identificado una importante cantidad de animales, tales como ciento veintisiete sapos escuerzos, dos yacarés overos ñato, veinticuatro tortugas adultas y jóvenes, once tortugas bebé, una tortuga de laguna y una víbora ñacaniná amarilla.

Posteriormente, por orientación de la Fiscalía de Investigación 3 a cargo de Sergio Ríos, se procedió al secuestro de animales y posterior entrega al zoológico municipal de Sáenz Peña. Las personas que transportaban estos animales en peligro de extinción fueron entregados a la Policía del Chaco y quedaron a disposición de la Justicia.

“Estos operativos de control de la BOA serán más intensivos en todos los puestos con Policía del Chaco, como así también con otras fuerzas de seguridad a fin de desalentar el tráfico ilegal de fauna silvestre de la provincia”, afirmó el coordinador de la BOA Marcelo Churín.

3d493afe0ecf5f7ca2a5fe8300002b7b

Números de contactos.

Ante la aparición de animales silvestres en zonas urbanas o para denunciar focos de calor e incendios, la ciudadanía puede llamar las 24 horas y gratuitamente a los teléfonos 105, 911 o al 3624-332762.

cb4a7613fda96e029513f4ab8a1969a1

Monitoreo y fiscalización de las normativas ambientales.

La BOA es un cuerpo de inspectores que, desde el comienzo de la actual gestión de la Secretaría de Desarrollo Territorial y Ambiente, trabaja en el monitoreo y fiscalización del cumplimiento de las normativas ambientales de la provincia. Es la encargada de controlar la aplicación y cumplimiento de la Ley de Biocidas y Envases, la Ley de Fauna y Caza, la Ley de Pesca, la Ley de Residuos Peligrosos y Domiciliarios, el impacto ambiental y la ley de manejo del fuego en zonas rurales, entre otras.

“La BOA está conformada por grupos de intervención distribuidos en toda la provincia, todo el tiempo y todo terreno en cuestiones de control y fiscalización, como así también posee un grupo capacitado y entrenado para llevar a cabo la aprehensión y rescate de ejemplares de la fauna silvestre, los cuales y luego de ser examinados por técnicos, profesionales, biólogos, especialistas y médicos veterinarios, son liberados en su hábitat natural”, remarcó Churín.

Además trabaja activamente y de manera coordinada con la cooperación de fuerzas de seguridad y policial con asiento en la provincia, tales como Policía Provincial, Policía Federal Argentina, Prefectura Naval Argentina, Gendarmería Nacional, Policía de Seguridad Aeroportuaria, como también con otros organismos del estado provincial. “Acompañamos y bregamos para tener conciencia de un ambiente sano, saludable, sostenible y sustentable”, finalizó.