Hillary Clinton aseguró que las criptomonedas podrían destruir al dólar como reserva de valor.

Mientras el auge por las monedas digitales no se detiene, en la arena política se instaló el debate sobre si los activos digitales benefician la libertad financiera de las personas, o atentan contra el sistema. El refuerzo de los controles fue debatido recientemente con la Ley de Infraestructura de Joe Biden.
bitcoin-dolar-hillary-clinton

La dirigente demócrata y excandidata presidencial de los Estados Unidos, Hillary Clinton, se expresó en contra de las criptomonedas durante el New Economy Forum de Bloomberg organizado en Singapur. La ex primera dama sugirió que el crecimiento de Bitcoin (BTC) y otras altcoins podrían tener un “impacto negativo” en el sistema financiero global.

Mientras el auge por las monedas digitales no se detiene, en la arena política se instaló el debate sobre si los activos digitales benefician la libertad financiera de las personas, o atentan contra el sistema. Algunos políticos abrazaron la innovación y avanzaron sobre regulaciones que ajusten los vacíos legales del mercado, y otros continúan en la vereda contraria.

La excandidata, que pertenece al Partido Demócrata, señaló que primero se verán afectados los países que tienen monedas y economías débiles. Aunque asegura que no serán los únicos. Cree que se trata de un tema de preocupación mundial, ya que considera que naciones fuertes como Estados Unidos también podrían desestabilizarse.

«Un área más a la que espero que los estados-nación comiencen a prestar más atención es el aumento de las criptomonedas, porque lo que parece un esfuerzo muy interesante y algo exótico de extraer literalmente nuevas monedas para comerciar con ellas tiene el potencial de socavar las monedas y el papel del dólar como moneda de reserva, de desestabilizar naciones, quizás comenzando por las pequeñas, pero yendo mucho más lejos”, sostuvo Clinton en su discurso.

Pero al parecer, no solo los demócratas se manifestaron a favor de una regulación. Donald Trump en su momento también se pronunció al respecto: «Bitcoin parece una farsa(…) No me gusta porque es otra moneda que compite con el dólar; esencialmente, es una moneda que compite con el dólar. Quiero que el dólar sea la moneda del mundo, eso es lo que siempre digo».

En este sentido, crece la preocupación en los inversores de los criptomonedas de un refuerzo de las regulaciones. Un debate al respecto hubo recientemente con la Ley de Infraestructura recientemente sancionada donde un grupo de congresistas se unió para modificar el texto cambiando la definición de bróker para eximir a los desarrolladores de software y a los proveedores de servicios no custodiados de los requisitos de informar sobre las transacciones de criptoactivos.